Madre de 98 años se mudó a un asilo para cuidar a su hijo de 80 años

DLN-.Huyton, Liverpool. En 2016 debido a condiciones de salud requirió a apoyo adicional. Un año después, su madre de noventa y ocho años decidió mudarse para ayudar a cuidar a su hijo mayor.

Madre e hijo son originarios de Wavertree, un distrito de la ciudad de Liverpool y su vínculo es tan fuerte que Ada quiso pasar sus últimos años con él. De hecho, Tom nunca se casó y desde siempre ha vivido con su madre.

“La pareja de Ada y su difunto marido tuvieron 4 hijos, Tom, Barbara, Margi y Janee , quien murió a los 13 años. Fueron ocho décadas en donde Ada fue una madre devota y el pilar de la familia Keating”.

Tom y Ada pasan sus días jugando juegos de mesa , platicando con el personal y viendo programas de televisión. Como pasan mucho tiempo juntos ya tiene una rutina.

“Le doy las buenas noches a Tom en su cuarto cada noche y al día siguiente le digo buenos días, voy a desayunar y después él me busca”, Ser madre no tiene fecha de expiración y el compromiso que adquieres desde el día, declaró. Que naces no se va hasta que ambos dejan de existir. Por eso la fuerza que une a una familia es tan importante, te alimenta y llena el alma.

“Cuando regresó, él siempre viene con sus brazos abiertas y me da un gran abrazo. Uno nunca deja de ser una madre”

devoted

El resto su familia los visita seguido y dicen que los ven muy felices juntos, sanos y tranquilos.

Uno de los empleados Philip Daniels dijo: “Es muy emotivo ver lo cerca que son y lo mucho que comparten, estamos muy contentos de ser capaces de velar por sus intereses en las mejores condiciones posibles”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *