A cuánto asciende la riqueza de la Reina Isabel II

Por: Jorge Vázquez 

DLN-.“La reina murió en paz en Balmoral esta tarde”, anunció hoy el Palacio de Buckingham. Y luego de 70 años al frente del Reino Unido, la reina Isabel II protagonizó el reinado más extenso de la historia británica, con la que logró una fortuna de alrededor de entre $500 y $600 millones de dólares aproximadamente, según el London Times Rich.

Durante el mandato de la Reina Isabel II su patrimonio creció exponencialmente, al grado que para los expertos les ha resultado difícil calcular su fortuna, pues además se dice que contaba con propiedades y negocios personales.

Dentro de los cálculos hay que considerar el valor de sus diferentes propiedades como palacios, departamentos, terrenos y tesoros heredados por la corona, que la convirtieron en una de las mujeres más acaudaladas del mundo.

El London Times Rich reveló recientemente que la reina posee una riqueza que ronda entre los $500 y $600 millones de dólares, aunque la cifra está sujeta a la Lista Civil, establecida en 1760 por el rey Jorge III, para administrar los recursos y bienes que forman parte del reinado.

Entre las propiedades heredadas se encuentran castillos y palacios, incluido el Balmoral en Escocia, que fue comprado originalmente por la reina Victoria en 1848 y según se sabe, era uno de los preferidos de la reina Isabel II.

También se cuenta la finca de Sandringham, en la que la reina disfrutaba de periodos festivos y celebraciones. Al igual que el palacio de Balmoral, la finca pertenecía a la reina Victoria, pues en ese entonces fue adquirida como regalo de bodas para su hijo Eduardo VII.

Entre las riquezas de la monarca está su colección de autos clásicos con un valor aproximado a los $15 millones de dólares, entre los que se lista un Rolls-Royce Phantom IV de 1954 y un Daimler Phaeton de 1900, conocido como el primer auto de la realeza.

En lo que respecta a joyas, las tiaras, anillos y pendientes de gemas preciosas están valuadas en aproximadamente $10 millones de dólares, según algunas fuentes de la corona.

Algunos mencionan como entre sus propiedades el castillo de Windsor y el palacio de Buckingham, que en su momento eran propiedades privadas de los reyes de la monarquía inglesa, pero que en la actualidad le pertenecen a la nación, aunque la realeza conserva su uso.

Otras de las grandes propiedades de la reina son el Palacio de Kensigton, los castillos de Lancaster, Pontefract y Tutbury.

La reina Isabel además estuvo involucrada en el mundo de los negocios, en los que tenía invertidos unos $150 millones de dólares en acciones y cuentas administradas por expertos.

También invirtió en la cría de animales, desde caballos hasta perros. Incluso esto favorece el valor de los cachorros, debido a que un ejemplar canino de la realeza cuesta unos $15,000 dólares.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.